Inicio / Noticias / Regionales / Otitis externa en niños
A+ R A-
26 Ago

Otitis externa en niños

Vota este articulo
(0 votos)
La otitis es uno de los cuadros más frecuentes en pediatría, puede presentarse a cualquier edad, aunque es más frecuente en niños en edad preescolar y escolar. En los casos de otitis no todos duelen ni presentan los mismos síntomas ni riesgos de complicaciones. La otitis externa es una infección en el conducto auditivo externo (que va desde el tímpano hasta el exterior de la cabeza), en raras ocasiones se presenta junto con una infección del oído medio (otitis media) o infecciones de las vías respiratorias altas, como los resfriados.

Los conductos auditivos externos tienen defensas naturales que ayudan a mantenerlos limpios y a evitar su infección, especialmente: las glándulas que secretan una sustancia cerosa (cerumen), estas secreciones forman una película delgada que repele el agua de su oído, es también ligeramente ácida, lo que  disminuye el crecimiento bacteriano; además,  en el cerumen se acumula la suciedad, las células muertas de la piel y otros desechos. Otra defensa del oído es la inclinación  descendente del canal auditivo (del  oído medio al oído externo) ayudando a que salga el agua acumulada.

Factores que predisponen a la otitis externa:
• El exceso de humedad en el oído, la transpiración abundante, el clima húmedo prolongado o el agua que queda en el oído después de nadar.
• Rasguños o abrasiones en el canal auditivo: la limpieza de su oído con un copito de algodón, un gancho de pelo u otro material, arañar el interior de su oído con un dedo o el uso de auriculares o audífonos inadecuados, puede causar pequeños cortes en la piel que permiten que las bacterias crezcan.
• Reacciones de sensibilidad (alergia) a productos para el cabello o joyas.
•    Traumatismo en el canal auditivo, piel seca  o un cuerpo extraño.

Causas: son varias las causales, entre las infecciosas se encuentran las otitis bacterianas y las micóticas (por hongos); las reacciones locales irritativas, como las eccematosas son también responsables de la enfermedad.

Síntomas: las otitis producidas por bacterias suelen doler bastante y además se pueden acompañar por la presencia de una secreción, que puede ser purulenta; las producidas por hongos ocasionan mucho rascado (prurito) y también pueden presentar un exudado que en este caso puede ser más blanquecino; y las otitis eccematosas o irritativas se caracterizan por el rascado y a veces ocasional dolor, pueden tener descamación de la piel de la zona, pero es muy raro que presenten exudado.

Tratamiento: probablemente su hijo  se sentirá mejor dentro de siete a 10 días. El manejo puede incluir: antibióticos  en gotas para el oído o en forma oral, gotas para los oídos de corticosteroides (para ayudar a disminuir la hinchazón), medicamentos para el dolor (acetaminofén o ibuprofeno) y mantener el oído seco, según lo indique su médico.

Prevención: estos son algunos consejos para evitar la enfermedad en su hijo:
• Mantenga sus oídos secos y limpios, y no permita el ingreso del agua al oído al bañarse, echarse champú o bañarse en la tina.
• Enséñele el uso de tapones para los oídos al nadar o bañarse, y evite nadar en aguas contaminadas.
• No limpie de forma agresiva el canal auditivo de su hijo, con topitos u otros objetos.

Dejar comentario

Make sure you enter the (*) required information where indicated.
Basic HTML code is allowed.

Calle 3 No 5-10
Teléfonos de estudios: 7740271 – 3015643085 y 3135038954
Teléfonos Área Administrativa: 7740414 -3205420445
San Juan del Cesar – La Guajira